Grimas y meriendas

by Detergente Líquido

/
1.

about

Canción de adelanto del segundo disco de Detergente Líquido, titulado "Mirad lo que me habéis hecho hacer. Por favor", que será publicado por Discos de Paseo en enero de 2017.

Puedes ver el vídeo, realizado por Daniel Cuenca, en:
www.youtube.com/watch?v=skmjOq92KNo

credits

released October 10, 2016

Grabado en Grabaciones Sumergidas (El Puerto de Santa María)
Producido por J.A. Mateos, E. Rodríguez y A. Rodway

Voces: Nuria Líquida y Alberto Rodway
Guitarras: Juan Antonio Mateos
Bajo: Antonio Baizán
Teclados, pianos y efectos: Juan Antonio Mateos y Ernesto Rodríguez
Percusiones: Ernesto Rodríguez

Diseño de la portada: Cráneo Prisma

tags

license

all rights reserved
Track Name: Grimas y meriendas
Por muchas canciones más que fuera capaz de poner en discos.
Por muchas más letras que escriba, al final el problema es el mismo
Y es que suelo perder el tiempo en asuntos que no sirven de nada
mientras se van desvaneciendo las pocas fuerzas que me quedaban
para tratar de afrontar lo que se supone que es una vida,
y sigo sin encontrar quien pueda cambiar mi punto de vista.
Pues quizás, inocentemente, vivo pensando que algún momento
cuando menos me lo espere, va a llegar alguien a arreglar esto...

Y me pierdo en los botones de la radio de mi coche
mientras miro pasar las chicas que cruzan el paso de peatones.
Debería dejar de lado a los existencialistas
y pasarme a los libros de zombies, vampiros y amor
de que hablan las revistas.

Los ruidos de la avenida me hacen pensar que fuera de casa
la gente prosigue tranquila con sus rutinas estructuradas
con niños que entran y salen de actividades extraescolares
y los que sacan al perro a hacer sus cosas en plena calle.
Y yo me siento un extraño como un marciano al pisar La Tierra.
Perdido y descolocado, sin entender de qué va la guerra.
Me parece que el puto Bécquer no va a venir a salvarme el culo.
Me tendré que acostumbrar y seguir igual hasta el fin del mundo...

Y el de abajo en calzoncillos sigue vendiendo sus drogas,
por lo menos eso parece, al pasar por su puerta y decirle ¡hola!
cuando el día ya está oscuro y en su hogar miran la tele
las personas decentes que no llegan a resolver
lo que me sucede...